Recomendaciones para elegir la vivienda adecuada

Lo último que desea después de firmar su primer contrato de compra de una vivienda es el remordimiento del comprador, esa sensación de haber comprado la vivienda equivocada. Tanto si va a comprar su primera casa como si va a cambiar de lugar, es importante que se tome el tiempo necesario para evaluar todas las opciones de vivienda, de modo que pueda tomar la mejor decisión para su situación personal y financiera.

 

Antes de decidir, mire varias opciones. Si tiene algún sector escogido, recórralo y agende citas para visitar los inmuebles disponibles en la zona. Haga una comparación, pros y contras de las propiedades y considere los precios, espacios construidos, servicios, ubicación y analícelos en calma. No hay afanes, los procesos de selección de vivienda pueden tomar hasta cuatro meses, según cada quien. Esta es una de las decisiones más importantes, así que tranquilo. 

Si decide comprar una casa nueva que está en construcción, tendrá más control sobre el diseño de su casa. Es recomendable investigar hasta encontrar una constructora o empresa inmobiliaria sólida que le asegure confianza y cumplimiento en su compra.

 

Por el contrario, si quiere comprar una propiedad que no esté actualmente en construcción, tendrá que encontrar un vendedor. La mayoría de las personas que venden su propiedad en Colombia no buscan una venta rápida. Por lo tanto, es probable que tenga que hacer una oferta relativa al precio de venta para iniciar el proceso de negociación. Una vez que haga una oferta, puede esperar que el vendedor tarde unas semanas en decidir si acepta su oferta o si contraoferta, y así hasta llegar a un acuerdo. Una vez que haya aceptado comprar la casa, puede esperar que todo el proceso dure entre uno y dos meses. Apenas haya hecho una oferta en firme, el vendedor tendrá que ir al notario para firmar el título y la escritura de propiedad. Después, el vendedor tendrá 10 días para transferir el título a su nombre. Los costos generados en el proceso de traspaso y papeleo se dividen según lo establecido en la ley.

 

Siempre hay que comprobar el título de propiedad antes de aceptar la compra. Un título claro es un factor crucial a la hora de decidir si hacer una oferta por una casa. Si va a comprar la casa «in rem» (una casa que no está a nombre del vendedor), tendrá que asegurarse de que el vendedor es el «propietario registrado» de la propiedad. El nombre del vendedor debe figurar en el certificado de Tradición y Libertad, que es el documento oficial que contiene toda la información del inmueble desde el momento en que se matriculó ante la Oficina de Registro de Instrumento Públicos. Su abogado comprobará el título antes de que usted compre la casa. También puede pedir a su agente inmobiliario información sobre el título de la casa que está pensando en comprar para evitar situaciones legales en un futuro.

 

Definitivamente, debe considerar la posibilidad de realizar una inspección de la vivienda antes de hacer una oferta por ella. Una inspección de la casa puede descubrir pequeños detalles que podrían causar grandes problemas en el futuro, que de otra manera no habría tenido forma de conocer. Si la inspección de la vivienda da como resultado una larga lista de problemas, puede negociar las reparaciones con el vendedor, en caso de que no sea vivienda a estrenar. Esta puede ser una buena manera de rebajar los costos de compra. 

 

También, puede revisar los subsidios de vivienda ofrecidos por el Gobierno Nacional, lea cuáles son los requisitos y si usted los cumple. De esta forma, puede solicitar comprar su propiedad bajo alguno de estos programas y disfrutar de sus beneficios.

 

Después de investigar y tener en cuenta estas recomendaciones es momento de comprar. Elija la vivienda perfecta para usted en Constructora Mardel. Contáctenos y conozca los proyectos que tenemos para usted y su familia.

Deja un comentario